Pilates para la espalda

Ya os hemos hablado del concepto de Pilates y su origen, hoy queremos profundizar en el uso que en Rehabtiva, vuestra clínica de fisioterapia en las Rozas, hacemos del pilates terapéutico, los beneficios que se pueden conseguir implementando los ejercicios de pilates terapéutico a una rutina cuyo fin último sea la mejora física y la compensación de problemas que impiden el normal movimiento de nuestro paciente.

Pilates terapéutico

A menudo nos llegan a la consulta pacientes con la movilidad reducida a causa del dolor, los movimientos más normales son para ellos un auténtico suplicio, con la ayuda de ejercicios de pilates, con un programa especifico para cada paciente y supervisado por nuestros fisioterapeutas, buscamos conseguir estos objetivos:

  • una correcta alineación postural, indispensable para evitar des-compensaciones,
  • conseguir un mejor tono muscular,
  • hacer más eficiente el control motor, y
  • la mejora y optimización del sistema osteo-articular.

Vamos a explicar un poco el porqué de estos objetivos, ya hemos comentado que debemos pensar en nuestro cuerpo como un mecano articulado, de tal forma que todas sus piezas de una u otra manera están inter-conexionadas. Hoy vamos a pensar que para que ese mecano funcione, nuestro cuerpo al igual que cualquier empresa se haya dividido en departamentos o áreas, y cada uno de ellos cumple una misión para que nuestras articulaciones, las responsables de nuestros movimientos, se comporten de manera correcta y eficiente. De esta forma, nuestro cuerpo tiene tres «departamentos» dedicados a ello, el departamento activo que es el formado por los músculos, el departamento pasivo que son los huesos y ligamentos, y un tercer departamento que se dedica a la coordinación de los dos anteriores, el que se dedica a la actividad neurológica y se conoce como control motor.

Los problemas que aquejan a nuestros pacientes afectan a alguno de estos departamentos, o bien de forma aislada o con un pleno, esto es que los tres estén afectados al tiempo. Esto provoca tensiones entre músculos y ligamentos, con los efectos consiguientes de dolor y limitación del movimiento, empeorando notablemente la calidad de vida, y hay que tener en cuenta que dejar pasar el tiempo nunca fue una solución para nada y desde luego en este caso ayuda a empeorar y mucho la situación.

¿Cómo se practica el pilates terapéutico?

Evidentemente la forma más efectiva de practicar el pilates terapéutico es la individual, la correcta evaluación de los pacientes para la identificación de sus alteraciones, nos lleva al diseño más eficaz para cada caso, no todos los casos precisan los mismos ejercicios ni todos los ejercicios deben realizarse de la misma forma en cada caso. Por este motivo es fundamental la supervisión del fisioterapeuta de la realización correcta de los mismos, asegurándose de que se realicen coordinadamente, lenta y suavemente, es fundamental conseguir movimientos de gran calidad que ayudan a mitigar el dolor.

Puede que os estéis planteando una pregunta, ¿el pilates terapéutico está indicado para todo el mundo?, por supuesto que sí, es una disciplina que puede ayudar a aumentar la fuerza y resistencia de nuestros músculos, tiene efectos muy beneficiosos en la respiración, respirar bien es algo a lo que aún hoy no se le da toda la importancia que tiene, nos hace sentir bien y disminuye el estrés, ese asesino invisible, y va a conseguir que nuestra postura sea más natural y con ello los dolores de espalda irán disminuyendo hasta casi ser algo del pasado, y ahora os preguntamos ¿a quién no le viene bien todo lo anterior?

Os esperamos en la consulta o en la próxima entrada, os mandamos un deportivo saludo a todos !!!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Resolver : *
10 × 1 =


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.